Mittwoch, 3. Dezember 2014

Notas sobre la situación internacional - nueva entrega


(...continuación)
La anatomía de las exportaciones de china
En la parte que antecede, hemos visto la posición y punto de vista marxista-leninista-maoísta sobre  el capitalismo burocrático para entender el desarrollo de la inversión extranjera directa (IED) y del capitalismo burocrático en esta región del mundo. Luego, a continuación, lo relacionamos con el crecimiento del IED en China y por lo tanto el creciente sometimiento de la economía china a los requerimientos del capital imperialista extranjero, deviniendo en una “maquiladora mundial” o, según también  los términos de la prensa imperialista, en la “plataforma de exportación global”.
Sobre ello, hay que ver el carácter específico de la exportación de capitales imperialistas a China, su diferencia con la exportación de capitales a otros países imperialistas, lo que tiene que ver con que es un país imperialista de desarrollo tardío, más atrasado en cuanto al desarrollo del capitalismo, producto de la destrucción de una economía más avanzada, la economía socialista, con la cual China estaba superando su atraso de siglos. En cuanto a su atraso, presenta una situación similar a la Rusia imperialista de antes de la Revolución Bolchevique, con respecto a los otros países imperialistas más avanzados, como bien observó Lenin. Por eso, la IED se ha dirigido a China en las dos décadas anterior, en volúmenes que han batido todas las marcas. De esta manera el capital financiero imperialista se ha disputado el dominio concreto de ese territorio económico. Lenin al respecto dijo: “Los países exportadores de capital se han dividido el mundo entre ellos en el sentido figurado del término. Pero el capital financiero ha llevado a la división concreta del mundo” (1).

Ese es el “secreto” del “milagro económico “ de la China revisionista. Por ello, no corresponde la comparación histórica, con el caso de Japón y Alemania que por su desarrollo posterior , eran un capitalismo joven con respecto a Francia e Inglaterra (viejo capitalismo), de allí que los sobrepasaron antes de la Primera Guerra Mundial. Es muy importante puntualizar todo esto, para aplastar todas las falsas informaciones que repite la LOD en el país y en el extranjero, para trasmitir una visión distorsionada de la situación internacional, para combatir su repercusión en nuestras filas.

 El capital financiero imperialista se vierte hacia China (2) y establece en ella un importante eslabón de sus redes monopolistas, para obtener superganancias usándola como “plataforma exportadora”, así ha sido la ocupación concreta de este territorio económico. Pero eso no colma o sacia el apetito de dominación del capital financiero imperialista, este  tiene la mira puesta en el mercado interno de China, como un nuevo mercado que se está abriendo para ellos. Por eso presionan cada vez más a los mandamases revisionistas.  Se incrementa la disputa imperialista -a través de sus inversiones y el establecimiento de sus  monopolios-, los países imperialistas persiguen ganar a la competencia en tomar posiciones en vista al desarrollo de este “gigantesco mercado potencial”. Al mismo tiempo, el imperialismo yanqui y sus demás rivales, nunca dejarán de lado sus planes de repartirse China, seguirán tratando de impulsar las fuerzas internas para disociar y subvertir ese inmenso país preñado de contradicciones.

LOS REVISIONISTAS POR SU CARÁCTER DE CLASE Y POR EL ATRASO DE LA ECONOMÍA INVIERTEN FUERA

Eso de “potencial”, es porque todavía no tiene una demanda solvente equiparable con el tamaño de su población, por los bajos ingresos y por consumo contenido (alta tasa de ahorro). Ésta se convierte en un fenómeno negativo ya que se sustrae del proceso de reproducción interna. Además, el llamado ahorro nacional ha tenido un gran incremento en estas dos últimas décadas, pero en lugar de usarlo para desarrollar la economía del país  y la vida de las masas, es decir en el consumo productivo y de los hogares, los capistrotes revisionistas en el Poder lo usan para las especulaciones financieras de todo tipo, como la compra de bonos del tesoro norteamericano.

 Los economistas burgueses constatan que China no puede invertir esa gran masa de dinero en el propio país, porque por el atraso de la economía no tiene adonde (3). Como será de irracional su economía que ya antes de la crisis del 2008 presentaban problemas de sobreinversión en las diferentes ramas de producción, lo que origina una gran capacidad ociosa y por lo mismo baja de la productividad. Como ejemplo más saltante de esto tenemos la industria inmobiliaria, que ha sido calificada como el “Titanic de la economía china”, en alusión al gran y más moderno crucero de comienzos del siglo XX, que se hundió en su primer viaje.

 Lo cierto es que como imperialistas que son, estos capistrotes revisionistas, no van a invertir esa superabundancia de capital en desarrollo del país y en dar bienestar a las masas, sino que lo van a exportar en busca de superganancias y en compra de bonos del tesoro norteamericano para poder mantener la relación Dólar-Remin en beneficio de sus exportaciones, con lo que incrementan el rentismo imperialista, su parasitismo.

Todo lo que venimos diciendo respecto a China y el lugar que le corresponde en la escena mundial como país imperialista, queda confirmado con lo tratado al respecto en el último Congreso del partido revisionista chino y los nuevos planes del gobierno chino, de “dejar el modelo exportador” por otro que busque ampliar el consumo interno . Lo cual, como nos enseña el Presidente Gonzalo, constituye la prueba política.

Es necesario tener en cuenta que luego del golpe anticomunista de Teng, en China comienzan las “reformas de la economía de mercado” contra la economía planificada socialista, las cuales se desarrollan en un largo período y  “toma plaza firmemente a comienzos de los 90, `el viaje al sur de Deng Xiaoping es una marca notable en las reformas económicas en China. Tal evento tuvo lugar en 1992 (4)”.

 El nuevo dirigente del partido revisionista, apenas instalado, viajó a los EE. UU. y los países de la EU. ¿Para qué? Para dar seguridades a los demás imperialistas que en la política económica china no va a haber  cambios fundamentales. Como acabamos de decir, por su naturaleza de clase los socialimperialistas chinos no están por invertir las grandes ganancias que obtienen en el desarrollo de la agricultura, en el desarrollo equilibrado del país y en satisfacer las necesidades de las masas, muy por el contrario, cada vez expulsan por medios económicos y extraeconómicos más población del campo hacia las ciudades, para concentrar grandes ejércitos de mano de obra barata para incrementar la competencia entre los obreros en beneficio del capital imperialista; y
como todos los otros imperialistas, exportan sus capitales a lugares más rentables para obtener las superganancias especulativas  imperialistas en el extranjero.

Ante el agotamiento de su “modelo exportador”, los social-imperialistas chinos están buscando reorganizar y desarrollar más su sector bancario y financiero y de servicios en general. Esa es la parte medular de las actuales “reformas económicas” que han puesto en marcha los capitostes revisionistas que usurpan el PCCH, dicen sus más diversos comentaristas.

Sopesar lo que dicen las informaciones:

 “Con la “liberalización económica” “durante los 80. los dirigentes chinos establecieron las zonas económicas especiales (las SEZs por sus siglas en inglés) en áreas como Shenzhen”. (…) donde se autorizó la importación de materiales y componentes libres de aranceles de aduana. Eso fue un gran éxito (…) para ir al encuentro de la demanda global para piezas de vestir de bajo costo y juguetes, made in China en el taller mundial” (5).

Nosotros comentamos: Esto condujo a China a su dependencia del mercado mundial y de sus crisis, como eslabón de la cadena mundial de los monopolios imperialistas, a su actual “modelo exportador” de productos ensamblados y de materias primas -y a su vez de importador de productos intermedios y  de materias primas-, que ha propiciado grandes beneficios para un puñado de los gran burgueses nativos como extranjeros y que ha traído grandes calamidades para la inmensa mayoría del proletariado y el pueblo, una gran deformación de la economía del país socialimperialista y su dependencia económica de los países imperialistas más poderosos. Es importante recordar, que la Unión Soviética social imperialista se convirtió en dependiente de sus exportaciones de gas y petróleo y desde fines de los cincuenta en importador de productos industriales y tecnología (IED) para luego hundirse definitivamente.
Naturalmente, esto es desde el punto de vista y la posición marxista-leninista-maoísta pensamiento Gonzalo, contraria a la que presentan los economistas burgueses encargados de hacer la propaganda imperialista  sobre las bondades de la “globalización”, especialmente de ese grupo ligado a uno de los grandes bancos de inversión, que ha comienzos de los 2000, creó ese acrónimo del BRIC (luego BRICS) y que después fue repetido por la propaganda imperialista en todo el mundo, por sus sirvientes del capitaismo burocrático en nuestros países y por el revisionismo a nivel mundial.
De estos, el nuevo revisionismo, cuyos principales representantes son las ratas de ambas LODs, como los más jurados enemigos del Presidente Gonzalo y el pensamiento Gonzalo, del  marxismo-leninismo-maoísmo, principalmente del maoísmo a nivel mundial, siguen repitiendo esa propaganda imperialista pese a que la realidad ha demostrado toda su falsedad, cuando su contenido es puesto en duda hasta por los propios economistas del imperialismo, claro como tenía que ser, por los intereses ligados a otro  banco de inversión imperialista, del Morgan Stanley (6 ). Es importante leerlo, porque hace una apreciación acertada sobre las perspectivas de crecimiento de la economía china en el mediano y largo plazo.

SOBRE EL “MODELO EXPORTADOR”  Y EL LUGAR DE CHINA EN LAS REDES DEL CAPITAL IMPERIALISTA

Para todos es claro que ese “modelo” está agotado. Por lo que los revisionistas chinos se ven obligados a las “reformas”, que no son otra cosa que “completar” el modelo seguido hasta la fecha. Es decir, la “huída hacia delante”.

La opinión general de los economistas burgueses sobre el futuro de la economía china, sean estos monetaristas o neokeynesianos, es similar. Por ejemplo, en un pretendido manifiesto de los neokeynesianos sostienen que, para que se pueda salvar la economía mundial imperialista, se debe combinar el libre mercado con la intervención expansiva del Estado en el economía y sobre el “modelo” seguido por China dicen:

 “La crisis mundial iniciada en 2008, con una recesión prolongada en muchas partes del mundo y un bajo crecimiento en otras, que dura hasta nuestros días, ha mostrado “los límites de ese modelo” y “la imposibilidad de que pueda llevar a un crecimiento sostenido”  (7)..

 Otros, como en la nota del Wall Street Journal, que continuamos citando, agrega:

 “Mientras, el plan para la FTZ  de Shangai (Free Trade Zone, Zona de Libre Comercio, nota nuestra) permanece vago, ella esencialmente combina cuatro zonas similares existentes en la ciudad y adhiere algunas liberalizaciones de servicios (…) El viejo programa gradual de los 80 de experimentación regional es poco adaptable a los desafíos de hoy. Un programa decidido de reformas es lo que se necesita ahora” (8). 

Es decir para los mismos medios del capital financiero yanqui, la situación de China es por lo menos difícil, no pueden ir a medias. Por eso es necesario hacer la anatomía de las exportaciones de China, que tienen que ver con el papel económico mundial de China, dentro de la economía mundial, como eslabón de la cadena de los más grandes monopolistas, “dentro de las redes de producción global”, como “plataforma exportadora”, lo que aclara más que miles de palabras “el milagro económico chino” hasta su desinfle. Lo que permite explicarnos, el porqué China actúa como lo hace en el escenario mundial.

Para lo cual tenemos que comenzar por la relación entre exportaciones e importaciones y la IED, a través de los datos que expliquen la situación de conjunto, como en la siguiente cita (9):
“Los datos resumidos en la tabla 5 demuestran el papel fundamental de las operaciones de montaje dentro de las redes de producción global en la expansión de las exportaciones de maquinaria de China. La proporción de componentes en las importación total de maquinaria de China aumentó de 32,5% en 1992/3 a 63,4% en 2004/5, con la importación compartida de los tres productos de ICT* ( SITC** 75, 76 y 77) registrando un crecimiento mucho más rápido. Por el contrario, los  bienes finales (total de exportaciones menos componentes) continúan dominando la composición de la exportación. En la última década, el porcentaje de bienes finales en las exportaciones de maquinaria total ha permanecido alrededor del 75%, con sólo pequeños cambios de año a año. Dado el hecho que la producción de piezas y componentes es generalmente más intensivo en capital - y tecnología que el  montaje final, estas cifras muestran claramente que el éxito de exportación de China hasta ahora ha sido sustentado en gran medida por su ventaja comparativa en la producción internacional. Semiconductores y microprocesadores son lo que mejor ejemplifican la dependencia de China de componentes importados. China ha superado a Estados Unidos y Japón para convertirse en el mercado más grande del mundo para semiconductores en gran parte porque son ensamblados en la industria electrónica y de productos de tecnología de la información que exportaron en grandes volúmenes. En 2004, las importaciones de China representaron un tercio de la producción global de semiconductores de 213 billones de US-dólar (SIA 2005).  Si no se toman en cuenta los componentes, más del 80% de las exportaciones totales de fabricación china exportados por China todavía puede ser tratado como derivados de la abundancia de mano de obra”
* * Information and communication technology (ICT) : tecnología de la información y comunicación. ** SITC standard international trade classification: clasificación estandar de comercio internacional.
“En suma, el mero hecho del rápido crecimiento de las exportaciones de productos ensamblados en industrias de alta tecnología altamente fragmentadas no implica necesariamente que China está ganando rápidamente la madurez como un país exportador de alta tecnología sofisticada. En un contexto donde la fragmentación Internacional de la producción se está convirtiendo en un símbolo de la globalización económica, la clasificación de productos finales por la intensidad del factor no es igual a la clasificación del proceso de producción que ocurre en estos países por el factor intensidad. El proceso de fragmentación de la producción y mayor integración de China en las redes de producción global, como un centro de montaje ha abierto oportunidades para otros países de la región a beneficiarse de la expansión rápida de la exportación de China como participantes en estas redes”.
Sobre la “ventaja comparativa” de China – por la intensidad del factor, esto es del factor “abundancia de mano de obra”, “bajo costo del salario promedio”- su perspectiva no es halagüeña, lo que explica muy bien la política de los revisionistas chinos de acelerar la expulsión de la población del campo:
“La población en  China simplemente es demasiado grande y está envejeciendo con demasiada rapidez como para que su economía siga creciendo tan aceleradamente como hasta ahora. Dado que más del 50% de su población ahora vive en las ciudades, China está acercándose a lo que los economistas denominan “punto de retorno de Lewis”: ese momento cuando la mano de obra excedente de las áreas rurales de un país se encuentra prácticamente agotada. Tal agotamiento se deriva tanto de la migración intensa a las ciudades durante las últimas 2 décadas como de la mermada fuerza laboral, que se ha contraído debido a la política de hijo único…”(10).
Sobre el “milagro chino” -la IED y “ventaja comparativa-, leemos en otro informe:
“ De acuerdo a las estadísticas, cerca del 88 por ciento de las exportaciones de alta tecnología (HT) sería producidas por empresas de inversión extranjera en el país, sugiriendo que China ha emergido como una plataforma exportadora no sólo para productos tradicionales en uso de mano de obra intensiva, sino también para bienes de alta tecnología.
China ha sido reconocida como la antigua factoría mundial para productos intensivos en uso de mano de obra como juguetes, zapatos, vestidos, etc., y ahora emerge como un exportador  a la cabeza de bienes de alta tecnología. Las industrias de alta tecnología son las fuentes de ocupación de alto valor adherido “ (11).
En la cita que antecede, destacamos el peso de la IED en las exportaciones de alta tecnología y en otra cita posterior veremos la importancia de la IED en el comercio exterior y en el conjunto de la economía de China.
En este informe, sobre la relación de las exportaciones chinas a los países imperialistas e importaciones chinas de los países de capitalismo burocrático de Asia, se mencionan los siguientes hechos:
“Análisis empíricos indican que, el impacto de  las exportaciones de China de ICT en los seis exportadores de Asia, difiere de acuerdo a los países y productos. Singapur y Filipinas fueron los más afectados cuando las exportaciones chinas crecieron. Estos dos países se vieron afectados más severamente por la expansión China en los mercados de Japón y los EE.UU. Las exportaciones de Corea y Malasia también se vieron afectadas adversamente. Intensificación de la competencia por el crecimiento de las exportaciones de China de ICT puede ser una de las razones para la contracción de las cuotas de mercado de estos países de Asia. La reubicación de la capacidad de producción en China por las empresas multinacionales de estos países puede ser otra razón. China se ha convertido en una parte integral de la red de producción en Asia, y muchas empresas multinacionales han utilizado a China como su plataforma de exportación a los mercados mundiales. Ellos importan partes y componentes hacia China, ensamblan estos insumos intermedios allí, y par finalmente exportar el productos final al resto del mundo. Por lo tanto, las cuotas de mercado cada vez menor de estos países, incluso en asociación con la expansión de las exportaciones chinas, pueden ser el resultado de la reubicación de la producción en lugar del efecto crowding-out (efecto desplazamiento). De hecho, mientras que China disfruta de un enorme superávit comercial de ICT con los EE.UU. y Japón, también experimenta déficits con respecto a Corea, Indonesia, Malasia y Tailandia. El aumento de las exportaciones chinas al parecer afectaron las exportaciones de estos países en forma negativa en el tercer mercado, pero mejoraron sus exportaciones a China. De hecho, mientras que China disfruta de un enorme superávit comercial de ICT con los EE.UU. y el efecto de los rápidos exportaciones chinas en un país en particular deben ser evaluados en un marco más amplio” (12)
Entonces, lo que está diciendo el informe citado anteriormente, es que las empresas de ICT de los Estados Unidos y Japón  trasladaron su producción a China, por la ventaja comparativa que ofrecía, por eso creció la exportación de estos bienes finales de China a estos países imperialistas y por eso, también, decreció la importación de estos países de insumnos intermedios para la producción de bienes de ICT de  Corea, Malasia, Filipinas y Singapur a los mismos, mientras aumenaron las importaciones Chinas de estos insumos de estos mismo países del Tercer Mundo. Sobre el traslado de la producción a China u otros países, incluídos los del Tercer Mundo, hay que teber presente que, este movimiento, no es un sólo sentido, sino que también se da de regreso.
 Para tener una idea acertada del desarrollo económico de China, es  importante tener en cuenta no sólo su “éxito exportador”, sino su relación con las importaciones, el contenido de insumos importados, para ver si expresan un desarrollo propio o se trata de una intermediación. Además, que sirve para establecer el peso que tiene el comercio internacional de China en el conjunto de su economía: “la suma de importaciones más exportaciones de bienes y servicios supera el 70% del PIB”. Lo que condiciona la política arancelaria del país: “entre 1992 y 2002 el arancel promedio (ponderado) se redujo del 40,6% al 6,4%”, según artículo publicado en la “Revista Papeles del Este” de la UCM(13).Los revisionistas, no aplican política económica proteccionista para desarrollar su propia industria, sino aperturismo.
En el mismo artículo citado, tenemos una evaluación entre IED, las exportaciones y la mano de obra abundante y barata en relación con el conjunto de la economía:
 “ En relación a la inversión extranjera directa, desde 1993 año en que se superaron los 20.000 millones de dólares, la entrada de inversión extranjera no ha hecho más que crecer, llegándose a los 72.400 millones de dólares en 2005(segundo receptor mundial), record histórico, y a un stock de inversión acumulada (hasta 2006) de nada menos que 600.000 millones (tercer puesto mundial). Entre los factores que atraen al capital internacional destaca su robusto crecimiento económico, la dimensión y potencial de su mercado interno, y especialmente, su competitividad internacional en materia de costes laborales, dada la abundante y barata mano de obra china (AFI, 2006, p. 33;CEPAL, 2006, p. 54; Bustelo, 2006a, p.1).La presencia empresarial extranjera es tan importante en la economía china que genera el 19% de la producción total del país (cifra que se eleva al 33% si se tiene en cuenta las empresas mixtas), y casi el 50% del comercio exterior. Según cálculos oficiales, las empresas extranjeras que representan tan sólo el 3% del total de empresas existentes en el país, aportan el 28,5% del valor agregado industrial, y el 20,5% de los ingresos tributarios, así como el 87,9% de las exportaciones de alta tecnología, y el 58% del total de lo exportado por China” (14).
Mientras que, China por ese mismo tiempo, se convirtió en el 5° país imperialista exportador de capitales después de Francia.
No es necesario por nuestra parte agregar ningún comentario más a estas citas sobre el “éxito de exportación de China”, sólo queremos recordar al lector que el estudio de “Ornellas” (15), citado en la parte sobre la hegemonía del imperialismo yanqui, ya hacia referencia al significado económico de la exportación de productos de alta tecnología para China y, sobre las “oportunidades para otros países de la región”, es necesario que se tenga presente lo tratado sobre el capitalismo burocrático y específicamente sobre el Sudeste de Asia.
EL CAPITAL FINANCIERO LLEVA A CABO EL REPARTO CONCRETO DEL MUNDO
 Antes de proseguir nos corresponde decir, que: Los economistas burgueses y sus repetidores llaman,  “proceso de fragmentación o dispersión de la producción”, a la forma que va tomando la inversión directa imperialista, sobre todo desde la década de los 60. del siglo anterior, para desarrollar aún más el “sistema de participación” de los monopolios a nivel nacional e internacional (como ya hemos visto en las partes correspondientes al desarrollo del capitalismo burocrático en el mundo).
 Utilizan estas palabrejas de “fragmentación” o ”dispersión” para buscar hacer creer: Que estamos ante un proceso de descentralización del Poder de los grandes monopolistas a nivel internacional. Pero, la realidad es, que se  tratar de una aparente descentralización para la mayor centralización y concentración del Poder de los monopolios imperialistas sobre todo el mundo, la mayor acumulación en unas cuantas manos de los medios de vida y de producción, del Poder.
 De esta forma, en dura contienda entre ellos, un pequeño número de grande pulpos monopolistas extienden sus tentáculos, sus llamadas “redes” o cadenas, remachando las ataduras con nuevos nudos o eslabones, profundizando su penetración y dominio hasta los más apartados lugares del globo terráqueo y con ello agudizando más las contradicciones por la lucha entre los monopolios y la opresión y saqueo de la inmensa mayoría de la población de la Tierra.
Este proceso se produjo primero y principalmente en la industria automotriz . Luego, en la producción de productos intermedios para la producción posterior de productos finales, en la electrónica y la telecomunicación. Donde la producción ya no está concentrada en una fábrica o factoría sino que ha sido dispersada en sus componentes, que son fabricados por empresas afiliadas o independientes; pero sometidas a la gran empresa automotriz o de la electrónica, etc., como producción intra-sectorial.
Así, por ejemplo, los grandes monopolios, directamente o a través de los bancos, contando con el fomento estatal, organizan a las medianas y pequeñas empresas para la fabricación de autopartes para las grandes empresas del automóvil en Alemania (proveedores), en verdad simples agentes del gran capital (comercio intra-sectorial o en muchos casos cadena comercial inter-sectorial en el país o la UE). En otros casos, algunos de estos proveedores de autopartes son también empresas monopolistas que actúan mundialmente y se entrelazan con los otros monopolios, como la alemana Bosh, que está probando un auto totalmente automático. O, también, los componentes o partes son hechos por diferentes compañías en diferentes países principalmente de una región del mundo como puede ser Norteamérica o la Unión Europea (también comercio intra-sectorial internacional).
Otro ejemplo es la Volvo, domiciliada en Suecia, para cuyo automóvil las diferentes partes son hechas por diferentes compañías de diferentes países, casi todas de Europa y algunas de Norteamérica y otras pocas de Japón.
Todo lo cual, siempre bajo el principio general de la aparente descentralización para la mayor centralización y concentración del poder de los monopolios imperialistas. Como lo estableció Lenin, quien también estableció, que la concurrencia, la lucha entre los monopolios no excluye los acuerdos, las componendas, el entrelazamiento, etc., entre los mismos. Múltiples formas que toman estas alianzas y acuerdos para eliminar a otros del mercado.
Específicamente, se presenta la “dispersión” como una de las formas del proceso de racionalización de la producción para el abaratamiento de los costos (fundamentalmente en fuerza de trabajo, aprovechando la llamada ventaja comparativa ); otro de los factores económicos de esta “dispersión”, tiene que ver con el curso de divisas debido al hundimiento del sistema monetario de Bretton Woods en 1973 ( sistema monetario anclado al patrón oro) y el paso a un sistema monetario de flotación de las monedas (“curso monetario competitivo”); y, con la necesidad de mercados más amplios para la “economía de escala”, esto último ya el Presidente Gonzalo lo observó al estudiar el capitalismo burocrático en los inicios de los años 70, ver más arriba cuando se refiere a la política económica del gobierno fascista de Velasco. Producción en gran escala y la maximalización de las ganancias de los más grandes monopolistas que tramonta las fronteras nacionales.
Esta dispersión tiene lugar, a través de la exportación de capitales, como IED; así, se traslada la producción de algunos productos intermedios o insumos para bienes finales a algunos países del Tercer Mundo. Como en el caso que estamos tratando, principalmente en Asia para su ensamblaje final en China y ser vendidos como productos baratos, principalmente para los mercado imperialistas de Norteamérica, Europa y Japón (entre otros, por la necesidad del imperialismo de mantener bajo el salario en sus países).
 Hübner, en su obra citada, en la parte referente al capitalismo burocrático, con respecto al proceso en la Unión Europea, observa:
 “Así puedo ser muy atractivo, en forma de ejemplo -por el hundimiento del sistema monetario mundial de Bretton Woods y el paso a un curso monetario competitivo pese a la existencia del mercado de divisas a plazo fijo-, para un gran número de empresas, eludir los riesgos del curso monetario a través de localizar la producción en el mismo lugar de venta. Con ello, el potencial de las economías de escala que está relacionado con el tamaño del mercado pudo nuevamente hacerse necesario y darle pleno sentido económico a la dispersión del proceso de producción, en donde en el caso de pequeñas economías nacionales o también de pequeños espacios económicos nacionales una tal dispersión es la forma corpórea que toma la inversión directa extranjera, mientras que en el caso de grandes espacios económicos nacionales –como se puede pensar en los EE.UU.- se tiene que contabilizar fácilmente como inversión nacional” (16).
Por eso es falso sostener que ese proceso de “dispersión”, que se considera por los economistas del imperialismo como el “núcleo de la globalización”, lleva a una nueva división internacional del trabajo, basada en una industrialización independiente de los países del Tercer Mundo. Generalizando para toda la economía mundial, “como signo principal de la globalización”, la forma particular que ha tomado la dominación de los monopolios imperialistas, principalmente en una región, es decir en ese mercado regional organizado por la exportación del capital imperialista en Asia, bajo el dominio del imperialismo yanqui en cerrada disputa con el imperialismo japonés, luego están todos los demás imperialistas. Mientras en los países de la NAFTA y la UE la exportación de productos intermedios o “dispersión vertical de la producción”, tiene otras particularidades. Pero en todo caso, todo este proceso no ha hecho más que agravar la opresión imperialista sobre los países del Tercer Mundo, quienes seguirán siendo deudores del capital financiero imperialista y seguirán siendo principalmente exportadores de materias primas y de aquellos productos industriales de la “maquila”, intermedios o insumos que el imperialismo lo permite o lo impulsa. Porque como señala Lenin. “...naturalmente, el país que exporta el capital se queda con la nata” (17).
 Entonces, con eso de la llamada “nueva división internacional del trabajo”, los representantes del imperialismo, pretenden velar la redoblada opresión imperialista sobre nuestros países, pero la realidad les revienta en la cara y después de muchos datos y disquisiciones para ocultar el verdadero sentido de todo esto, van a terminar admitiendo en otras palabras, que este “proceso de la dispersión” ha llevado al reparto concreto por el capital financiero imperialista del territorio económico mundial, como cuando dice:
 “El resultado sugiere la existencia de tres grandes grupos de economías en el comercio global de productos intermedios : NAFTA, UE y Asia incluido el Este de Asia (con Japón, Corea y China) y las economías del ASEAN...” (18). Que veremos más abajo con mayor detalle.
 Lenin, caló profundamente  el significado de estos cambios que se iban operando en esta etapa histórica y señalo su sentido histórico, así:
“Se (lo que ahora llaman: para formar las (GVCs,  por sus siglas en inglés, nota nuestra) la posesión de acciones, las relaciones de los propietarios privados. Pero (...), lo que se halla debajo del mismo, son las relaciones sociales de producción que se están modificando. Cuando una gran empresa se convierte en gigantesca y organiza sistemáticamente, sobre la base de un cálculo exacto de múltiples datos, el abastecimiento (...); el transporte de dichas materias primas a los puntos de producción más cómodos(...); cuando desde un centro se dirige la elaboración del material en todas sus diversas fases hasta la obtención de una serie de productos diversos terminados; cuando la distribución de dichos productos se efectúa según un solo plan entre decenas y centenares de millones de consumidores (...), aparece entonces con evidencia que nos hallamos ante una socialización de la producción y no ante un simple "entrelazamiento"; que las relaciones de economía y propiedad privadas constituyen una envoltura que no corresponde ya al contenido, que debe inevitablemente descomponerse si se aplaza artificialmente su supresión, que puede permanecer en estado de descomposición durante un período relativamente largo (en el peor de los casos, si la curación del tumor oportunista se prolonga demasiado), pero que, sin embargo, será ineluctablemente suprimida” (19).
El imperialismo  está en descomposición, se hunde irremediablemente en todo el mundo y será enterrado inevitablemente por la revolución mundial mediante las guerras populares que se irán fundiendo en un sólo gran torrente, en guerra popular mundial.
Algo más sobre este proceso y su significación:
  Sobre esto, en el estudio publicado por el ministerio de Comercio de Canadá, ya  citado, se anota lo siguiente:
“Es importante anotar que muchas de esas cadenas globales de proveedores son regionales, no globales. Los costos y demoras impredecibles que envuelve el transporte marítimo es todavía significativo. Más aún, coordinación en el mismo uso horario es más fácil y confiable. Un factor adicional que ha fomentado la regionalización sobre la globalización es el hecho de que el gasto de tiempo que implica mover directores claves y técnicos no ha disminuido radicalmente… Si una firma canadiense pone una fábrica en México, un director tiene que gastar un día entero en sostener una reunión personal directa. Si la fábrica estuviera en China, el costo de tiempo sería mayor al de toda una semana laboral” (20).
En este estudio van ha insistir mucho que es una “regionalización” y no “globalización”. Tras “regionalización”, como ya hemos dicho, están tratando de velar: el reparto concreto del mundo por el capital financiero de los países imperialistas, como está repartido el mundo en la actualidad y como se esta produciendo el nuevo reparto de los despojos de lo que fue la zona de influencia del social imperialismo soviético.
Por eso prosigamos, con la historia sintética de este proceso:
“La primera dispersión de la producción a gran escala comenzó a mediados de los 80 y tomó lugar sobre muy cortas distancias. El programa de maquiladora creó `plantas mellizas, una en el lado de la frontera de los EE.UU. y una en el lado mexicano. Por lo demás, el programa existe desde 1965, pero sólo floreció en los años 80, con una población empleada creciendo a 20 por ciento anual de 1982 a 1989 (federal Reserve Bank of Dallas 2002…). Otra segunda dispersión comenzó en el Este de Asia casi por el mismo tiempo  (y por la misma razón, como a continuación se aclara, nota nuestra). En esa región, las distancias fueron cortas comparadas con la basta diferencia salarial (Tokio y Pekín se encuentran a 90 minutos de distancia por vuelo, pero en los 80 la diferencia promedio del ingreso japonés fue 40 veces al promedio de ingreso chino). En Europa, la segunda dispersión fue estimulada recién con la entrada en la Unión Europea (UE) de España y Portugal en 1986, y después por la emergencia de las naciones de Europa Central y Oriental”(21).
He allí el proceso a grandes rasgos. El programa de maquiladora, a que se refiere, es el OAP (overseas asembly programs o programa de montaje en el extranjero, en español), que fue establecido en los Estados Unidos a comienzos de los años 30 del siglo anterior para abaratar los costos y asegurar los suministros de productos  intermedios para la industria del acero. Ver como con posterioridad a estos años se va ha impulsar la industria siderúrgica en nuestros países Argentina, Brasil, Perú, etc.).
En cuanto al desarrollo de este proceso en los EE.UU., uno de los estudios consignados en el libro citado concluye:
 “El banco de datos de importaciones de los EE.UU., sugiere un modesto crecimiento en el comercio de partes (entre 1990 y 2010, nota nuestra) en relación al comercio de bienes complejos. Pero eso parece que se trata más del crecimiento en el transportes de partes por barco, antes que cambios relativos a precios o número de países de origen” (22).
Lo que quiere decir, que “la fragmentación o dispersión internacional de producción de partes y su ensamblaje en un proceso de producción integrado”, en Norteamérica, esfera de dominio de la superpotencia hegemónica única y el país que comercia con el mayor número de países del mundo, sólo se da en una forma modesta y, centrada principalmente en Canadá y México; lo que quiere decir, que el capital imperialista yanquí  (su IED) para organizar sus monopolios internacionalmente, actúa en cada región del mundo de acuerdo a las condiciones dadas .
“El valor del contenido importado en las exportaciones representó en 2005 un promedio de 23% del total del comercio entre los países de la OECD; en algunos países de entre ellos como Luxemburgo, Hungría, Irlanda y Estonia (ver que estas como ya había anotado Huber, son economías pequeñas y salvo Luxemburgo, estos países están dentro del Tercer Mundo-nota nuestra), la parte importada contenida en las exportaciones  excedió el 50% en 2005. En otros países como los Estados Unidos, la Federación Rusa, Australia, Brasil (sobre Brasil se trata de un país semicolonial y de un alto grado de “re-primarización” de la economía ….ver nota en entrega anterior  y volante del Frente Revolucionario de Defensa del Pueblo de Brasil con ocasión de la Copa Mundial de Fútbol, nota nuestra) e India (también un país semicolonial o del Tercer Mundo, nota nuestra) la parte importada relativa al comercio vertical fue menor a otros países debido a su tamaño. Este relativo pequeño valor de la especialización vertical para los países grandes refleja que mas la relación con las GVCs  está localizada dentro de la gran extensión del país!”.
“...La especialización vertical toma plaza junto con las multinacionales (MNE) y a través de fábricas en el extranjero o con los proveedores del exterior. El resultado para la especialización vertical es más clara en los países con una alta presencia de las multinacionales. Las filiales extranjeras hospedadas en diferentes países producen bienes intermedios ( o insumos) que son exportados para los consumidores finales, pero también para otras afiliadas y para la sede o central de la compañía multinacional. El grado de especialización vertical es basado para ser particularmente más amplio en las industrias básicas que usan bienes primarios como carbón y refinado de petróleo, metales básicos, productos químicos y remolacha y plásticos. Un segundo grupo de industrias comprende a industrias de intensiva alta tecnología que producen productos modulares. Partes y componentes son producidos a menudo en un país antes de ser exportados a otro país donde va a tener lugar el ensamblaje. Esta división internacional del trabajo está basada en  industrias como de máquinas eléctricas, radio/televisión y equipo de comunicación, oficina, sumadoras y máquinas de computación pero también para vehículos motorizados (…) la posición de los países en la GCVs es asumida directamente en relación directa con el perfil tecnológico del país; la producción de partes y componentes para industrias intensivas en alta tecnología, requiere de un promedio de elevada capacidad tecnológica y un proceso más avanzado de comercio, por eso esas actividades están en países relativamente más avanzados. El ensamblaje de partes y componentes como producto final, lo mismo en industrias de alta tecnología son basadas en rutinas simples y por eso se “especializan” en estas actividades países menos avanzados tecnológicamente (…) Hungría, Indonesia, Estonia, República Checa y República Eslovaca ( de acuerdo al promedio de 1995 a 2005) muestran una fuerte integración en ambos, en bienes intermedios y ensamblaje final, siendo un poco más alta en esta última. En contraste países como Japón, el Reino Unido y Holanda se especializan más en bienes intermedios de alto valor adherido que a montaje de bienes finales (…) en el período 1995 a 2005 se ve el incremento importante de actividades de bajo valor adherido en China. Pero al mismo tiempo se ve que China se está moviendo a más actividades de producción de alto valor. Otros estudios sugieren que algunas actividades de ensamblaje se están moviendo crecientemente de China a otros países de Asia como Vietnam, Camboya y las Filipinas (…) El fuerte crecimiento de China en su especialización vertical en el período 1995 a 2005 demuestra en primer lugar que China a devenido más central en la red de producción internacional, tanto en la producción de ensamblado de bienes finales y productor de bienes intermedios. Segundo, la extensa especialización vertical de China (especialmente las extensas -de bajo valor adherido- actividades de ensamblaje) indica que la competitividad de China está ampliamente basada sobre bienes intermedios producido en otros lugares (…) En los países de Asia como Japón, China y Corea la mayoría de los insumos incorporados en sus exportaciones son producidos en la región. En investigaciones anteriores se ha visto que un patrón de actividades triangulares ha surgido en la región, en la cual partes y componentes son producidos por los países más desarrollados  como Japón y Corea  y son exportados para los países emergentes como, por ejemplo, China y recientemente en forma creciente para otros países como Vietnam, Camboya y las Filipinas en donde tiene lugar el ensamblaje de diferentes productos intermedios (o insumos) como productos finales. Los productos finales ensamblados y productos intermedios son exportados de retorno a Japón, Corea, etc., como re-importación de empresas, como una parte creciente de la producción re-localizada. Los productos ensamblados por China son exportados a otros países desarrollados en la región como en Europa y los Estados Unidos donde estos productos experimentan en adición algunos cambios menores (empaquetado, técnicas de mercadeo, etc.) y luego aparecen en el comercio vertical de esos países. El caso de Apple´s iPod ilustra esto con claridad: los componentes de este producto son producidos en Japón Corea y los Estados Unidos, luego son ensamblados en China y finalmente exportados a los Estados Unidos (Linden entre otros, 2009) (…) el carácter regional de la GVCs esta claramente ilustrado si se identifican los llamados ´links´ dominantes de los bienes intermedios que discurren entre las economías (…) los cuales representan entre más del 15% al 20% del total de exportaciones del país (exportador) (…) El resultado sugiere la existencia de tres grandes grupos de economías en el comercio global de productos intermedios : NAFTA, UE y Asia incluida el Este de Asia (con Japón, Corea y China) y las economías del ASEAN (…) el flujo de exportaciones entre las economías individuales y los grupos de las diferentes regiones son significativamente menos importantes (en cuanto a productos intermedios) (…) ” (23).
Como comentario de estas citas sólo queremos puntualizar, aquí, que este llamado proceso de “dispersión” no es en un sólo sentido, sino que las propias “multis” exportan partes y componentes de alta tecnología a sus filiales o productores en el extranjero e importan tanto productos finales o ensamblados y bienes intermedios (partes y componentes intensivos en uso de mano de obra). Importante destacar esto en contra de quienes hablan de los países imperialistas como “sociedades post-industriales”. Además, algunas empresas o secciones de estas se relocalizan en el extranjero, mientras otras empresas extranjeras o algunas de sus secciones se localizan en el mismo país.
crisis del modelo y necesidad de mayor integración de la economía de china en las actividades de la IED
Además, la cita que antecede es importante, porque muestra el porqué  el modelo entra en crisis. Por las necesidades de la FDI imperialista, ahora China tiene que moverse a otras actividades donde la FDI encuentre oportunidades más rentables. La razón, es que los salarios promedios no pueden mantenerse indefinidamente tan bajo en las industrias más intensivas en mano de obra, por lo que la inversiones en éstas tienen que mudarse a donde ésta es más barata. Por las mismas razones que China se especializó en estas actividades, ahora tiene que moverse “a más actividades”  como los que se producen en Corea del Sur y Taiwán( países, que como ya hemos visto, son semifeudales, semicoloniales y de capitalismo burocrático, donde el capital financiero imperialista a generado sus empresas “hijas”, las mismas que luego generaron las empresas “nietas” en China y otros lugares), donde se dice hay inversiones directas extranjeras (FDI) más maduras.
  China está perdiendo su ventaja comparativa en relación  “a otros países de Asia en las actividades de producción de partes y componentes y de ensamblaje que son “mas intensivas en el uso de mano de obra”. Pero eso no basta, China ha devenido cada día más dependiente de la IED imperialista, necesita integrarse más en las actividades internacionales de servicios y financieras (“huída hacia delante”), abrirse más al capital financiero extranjero. Así, los revisionistas chinos, podrán mostrar a futuro la mejora de sus datos macro, pero la economía será más deformada y se hundirán más y se hará más dependiente aún. Ver  el documento de la OECD de 2014, sobre el diagnóstico y necesidades de la economía china (24).
Recordemos, que en citas anteriores y comentarios hemos visto que los componentes y partes que son más intensivas en tecnología son fabricadas mayormente por empresas del capitalismo burocrático de Asía, Corea y Taiwán, que han sido generadas principalmente por la FDI yanqui o japonesa con mayor énfasis desde los años 60 ; la “ventaja comparativa” de China para atraer la IED imperialista es la “abundancia de mano de obra” barata y bajo el yugo de la disciplina fascista (seguridades para la IED), más las condiciones favorables para esta inversión, dentro de las cuales está el acceso privilegiado al mercado norteamericano y, hay que agregar de paso, que la corrupción de la burocracia revisionista va a servir a impulsar más la entrada de la IED y a impulsar los monopolios particulares y, por tanto, a atizar las contradicciones entre las facciones de la gran burguesía en China.
 Hay que tener presente, la particularidad del desarrollo del capitalismo monopolista en China, donde desde un comienzo aparece unido el inmenso Poder del Estado con el de los monopolios, a través de la “unión personal” entre los funcionarios del Estado y de las empresas. Mientras en los demás países imperialistas la fusión entre los monopolios capitalistas y el inmenso Poder del Estado, se produjo algunos años después  que el capitalismo entró a su fase monopolista o imperialista. Alrededor de la Pimera Guerra Mundial, el capitalismo monopolista se transformó en capitalismo monopolista de Estado.
Todo lo que hemos venido diciendo sobre la IED y China, muestran que esta fluye de los EE.UU., Japón, Alemania, etc. -directamente o usando a Hong Kong u otros como puente-, hacia ésta; porque hay oportunidades de ganancias extraordinarias, ya que es más atrasada económicamente. Esto demuestra: que el imperialismo yanquis, sigue siendo la superpotencia hegemónica única y, luego, los demás son más fuertes, mejor organizados que el socialimperialismo chino, son superior a él; y, por lo tanto, nos muestra como está la relación de fuerzas entre los imperialistas en los tiempos que corren. Sin olvidar nunca, que el imperialismo yanqui  es un coloso con pies de barro, que cada día se hunde más y que éste, como  todos los imperialistas son tigres de papel.
La llamada “ventaja comparativa”
En un estudio sobre el “milagro chino” (25) publicado por laUCM, leemos:
“Los salarios chinos son cuatro veces inferiores al promedio latinoamericano. En 2002, el salario medio mensual en el sector manufacturero chino fue de 112 dólares, mientras que en México era de 440 dólares, y en las maquiladoras centroamericanas era de 300”
Otro estudio de mismo México (26), estableció al respecto:
“Comparativo de los factores México vs China. 1. Costos de la mano de obra: “La gran ventaja china” sobre México y muchos otros países en desarrollo es su población 1300 millones de habitantes y la población de México es de 107. Las empresas internacionales buscan en todo el mundo, de manera precisa,los factores de producción más baratos puesto que la reducción de algunos centavos de dólar por unidad producida puede significar la maximización de sus ganancias y esta a su vez minimizan costes. Así, en China se encuentran uno de los costes laborales más económicos para empresas que hacen uso intensivo de la mano de obra –semicapacitada - para la exportación. Ante esta ventaja, muchas maquiladoras se han trasladado hacia ese país del lejano oriente como son: Microsoft,Kodak, Lenovo, Dell, Motorola, Olympus, Michelin, Bridgestone, Goodyear,Tetra Pak, donde los salarios pueden ser de un dólar por hora, mientras que en México los trabajadores pueden ganar tres dólares la hora, lo que es dos veces más del costo en China”(. La Ventaja Nacional de México y China en el siglo XXIDr*.Danae Duana Avila,Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo y M. E.Nidia López Lira.2  U.A. del Estado de México pág. 4, 2003).
Los promedios comparativos de la retribución de la fuerza de trabajo, volviendo  al  estudio de la universidad australiana, que hemos venimos citando, en la “Tabla 1(27): Promedio anual de compensación por trabajador, en los países seleccionados, alrededor del 2000”, son muy instructivos:

Como está consignado en la tabla que antecede,  alrededor del 2000, sólo Indonesia y Vietnam presentaron salarios promedios más bajos que China. Mientras China tenía salarios más bajos que los países del Este de Europa y todos los demás del Sudeste Asiático y también que México. Por eso, parte de las maquiladoras se mudaron de México a China a finales de los 90 del siglo pasado. Pero, como es una ley económica, los salarios en China también tenían que subir y lo están haciendo en el mercado de trabajo para la maquila imperialista y los bienes intermedios de bajo valor adherido (intensivos en el uso de mano de obra); por ello, por un lado, como en Corea de las dos últimas décadas del siglo anterior, asistiremos, y ya se esta dando, a una gran agudización de la lucha de clases en China, y esto en una situación subjetiva muy diferente a la de Corea, porque el proletariado chino tiene una experiencia histórica como ningún otro, ha llegado hasta hacer la primera gran revolución cultural proletaria y, por el otro, como ya también se esta dando, cada vez se producirá una mayor fuga de capitales imperialistas extranjeros de estas actividades por la subida de salrios, incrementando día a día los pueblos y ciudades fantasmas (casos se dan donde ciudades de más de 400 mil habitantes se han reducido a 40 mil habitantes) .
Las exportaciones de bienes de alta tecnología sofisticada no son expresión del desarrollo interno de China
 Continuando con nuestros comentarios a las citas consignadas antes de la parte referente a la “Crisis del Modelo...”, los subrayados nuestros destacan, el hecho que el rápido crecimiento de las exportaciones de productos de alta tecnología sofisticada no son expresión del desarrollo interno de tal industria de China, sino producto de la dependencia de China  de la IED y del mercado mundial imperialista, específicamente del componente importado producido por la IED en los países de capitalismo burocrático de la región y los de más alto valor adherido (intensivos en alta tecnología) son producidos en los países imperialistas como EE.UU., Japón, Alemania, etc.. El capital imperialista usa a China para el ensamblaje final  (maquiladora), por las ventajas que ésta ofrece:   la abundancia de mano de obra barata (ventaja comparativa). Allí reside el “éxito exportador” del “gigante asiático”. Esto explica, el porqué Japón cede, como exportador mundial, ante el empuje chino y, al miso tiempo, aumenta el IED de origen japonés hacia los países de capitalismo burocrático de la región, que son proveedores de partes o componentes para la industria china de ensamblaje .
Para ilustrar esta dependencia, presentamos la Figura1(28), sobre: La evolución de la red regional de producción 1985-2005.  Período en el cual China, de haber estado en una situación marginal hasta 1985, aparece primero, alrededor de 2000, como la ensambladora de componentes procedentes de China Nacionalista (N) y Corea del Sur (K), para luego pasar a ocupar la posición central ( 2005), como la ensambladora de esa región; para exportar desde allí los productos finales a los EE.UU., Japón, países de la E.U., etc., como “plataforma exportadora” . Mientras Japón va a ir abandonando el papel central que tuvo en el ensamblaje en 1985 y la producción de componentes para quedarse con la producción de componentes de más alto valor adherido y más intensivos en tecnología (“recolocación de la producción”), aumentando su FDI en los países de la región:
Aquí, se expresa en forma concentrada el carácter monopolista, parasitario y en descomposición del imperialismo. Carácter que se expresa más, cuanto más desarrollado es el país imperialista. El imperialismo es cáncer,  mientras más se desarrolla más avanza la enfermedad. Así, quien se va hundiendo más que los otros, es el imperialismo yanqui, seguido de todos los demás.
 El predominante carácter intermediario del sector externo de la economía china
El carácter intermediario de las exportaciones chinas, su dependencia de la IED de los Estados Unidos, Japón, etc., está demostrado en estas notas y es más patente en la siguiente apreciación:
“Koopman entre otros (2008) vio que la parte foránea del valor adherido en las exportaciones manufactureras chinas es de cerca del 50%. Tomando específicamente las exportaciones procesadas con beneficios  de exención de impuestos en la materia prima importada y otros insumos, en cuanto estos sólo hayan sido usados con propósitos de exportación, esta parte foránea creció hasta el 82%. Como un directo corolario de esto, las cadenas de valor global (GVCs, para sus siglas en inglés) permiten así cualificar el monto de los desbalances del comercio (bilateral) entre países. Por ejemplo, Kierzkowski y Chen (2010) han visto tomando en cuenta las importaciones de partes y componentes de ambos países se reduce el monto del déficit de los EE.UU. con China aproximadamente en la mitad, dado que muchos componentes de alto valor son exportados de los Estados Unidos a China” ( 29)
Esta es la relación entre exportaciones e importaciones, según lo que los economistas burgueses llaman el análisis macroeconómico. Los  mismos que, aplicando el análisis a nivel de las empresas, concluyen:
“ Un análisis microeconómico de la cadena internacional de valor de la iPod ha demostrado claramente la discrepancia entre el rendimiento comercial y la creación de valor a través de los países (Linden y otros, 2009). Usando información del nivel de empresa, el análisis estableció que China fue mayormente especializada en el ensamblaje de componentes importados dentro del producto final con lo cual es típicamente generador de poco valor adherido. La mayor parte de la creación de valor adherido en el proceso de producción fue hecho y apropiado por los productores de los componentes (partes o bienes intermedios, insumos) de alto valor (los Estados Unidos y Japón) y los comercializadores (…en los Estados Unidos). El ejemplo de iPod muestra que el concepto de competitividad necesita muchas veces ser establecido en un nivel detallado, con el fin de tener una completa comprensión de cual es lo que impulsa la performance internacional de los países” (30).
China es exportador de capital, tiene superabundancia de capitales, parte de los cuales provienen de sus exportaciones, y es exportador de bienes primarios, de insumos de bajo valor tecnológico y adherido y de bienes ensamblados (maquila) y es importador de capital (principalmente bajo la forma de IED),  energéticos, materias primas y sobre todo de insumos de alta tecnología y valor adherido y de maquinaria y equipo, lo que podemos decir como colorarlo de todo el material que hemos vertido en esta parte.
Una forma que toma la exportación china de capitales es la compra de divisas en dólares y otras monedas a través de títulos de la deuda o bonos, aquí se expresa en forma concentrada el carácter parasitario de los socialimperialistas chinos, su dependencia de la IED, de la exportaciones y el atraso de su economía, como podemos leer en la siguiente cita:
“(…) Muchos de los países asiáticos consideran que si bien tienen un exceso de ahorro hoy, quieren invertir en reservas de divisas, así no tienen que hacer frente a una repentina fuga de capitales como algo parecido a lo experimentado en la crisis de la década de 1990.
El exceso de ahorro de China es en parte el resultado de la política cambiaria china. La compra de grandes cantidades de dólares sirve a mantener la moneda nacional débil, fomentar las exportaciones y la reducción del gasto interno. El resultado es un alto nivel de ahorro nacional neto, gran parte del cual termina en el banco central como reservas en divisas extranjeras. Los EE.UU., Gran Bretaña y otros países deficitarios han mostrado un alto apetito para el crédito barato del extranjero.
Todos los países, que producen bienes manufacturados como China, o petróleo o metales, tienen un exceso de ahorro, que los condujo a buscar vías de inversión seguras y líquidas en el extranjero ya que los instrumentos financieros nacionales no son ni grandes ni están adecuadamente desarrollados para absorber esas grandes cantidades de ahorro en exceso” (31).
Y su dependencia de la importación de capitales y mercancías de alto valor tecnológico queda bien ilustrada en su comercio con los países imperialistas más desarrollados ( 32), como lo ilustra su comercio con Alemania en la siguiente cita:
“Entre los más distantes socios comerciales, China no sólo ha llegado a ser una importante fuente de insumos importados sino también un gran cliente para la exportación alemana de bienes y servicios y los cuales hicieron el 5 por ciento del total de las exportaciones alemanas en 2009. Las razones para ello fueron las siguientes: las ventajas comparativas tradicionales y los patrones de especialización; China demanda bienes intensivos en capital y maquinarias y equipamiento intensivos en investigación en los cuales Alemania posee una ventaja comparativa” .
Lenin dijo al respecto:
“Todo el mundo conoce hasta qué punto el capital monopolista ha agudizado todas las contradicciones del capitalismo. Basta indicar la carestía de la vida y el yugo de los carteles. Esta agudización de las contradicciones es la fuerza motriz más potente del período histórico de transición iniciado con la victoria definitiva del capital financiero mundial.
Los monopolios, la oligarquía, la tendencia a la dominación en vez de la tendencia a la libertad, la explotación de un número cada vez mayor de naciones pequeñas o débiles por un puñado de naciones riquísimas o muy fuertes: todo esto ha originado los rasgos distintivos del imperialismo que obligan a caracterizarlo como capitalismo parasitario o en estado de descomposición. Cada día se manifiesta con más relieve, como una de las tendencias del imperialismo, la creación de "Estados rentistas", de Estados usureros, cuya burguesía vive cada día más de la exportación del capital y de "cortar el cupón". Sería un error creer que esta tendencia a la descomposición descarta el rápido crecimiento del capitalismo. No; ciertas ramas industriales, ciertos sectores de la burguesía, ciertos países, manifiestan, en la época del imperialismo, con mayor o menor fuerza, ya una, ya otra de estas tendencias. En su conjunto, el capitalismo crece con una rapidez incomparablemente mayor que antes, pero este crecimiento no sólo es cada vez más desigual, sino que esa desigualdad se manifiesta asimismo, de un modo particular, en la descomposición de los países más fuertes en capital (Inglaterra). (...)De otra parte, la comparación, por ejemplo, de la burguesía republicana norteamericana con la burguesía monárquica japonesa o alemana muestra que las más grandes diferencias políticas se atenúan extraordinariamente en la época del imperialismo no porque, en general, dicha diferencia no sea importante, sino porque en todos esos casos se trata de una burguesía con rasgos definidos de parasitismo” (33) .
 Las relaciones de “dependencia” son relaciones de subordinación, de dominación y violencia como bien lo definió Lenin. También nos enseño que era una estupidez pretender separar la “economía real” de la especulación.
LA POLÍTICA ES EXPRESIÓN CONCENTRADA DE LA ECONOMÍA
Todo lo anteriormente expuesto es muy importante para establecer correctamente el lugar que le corresponde a China en la economía mundial; como también, para ver el peso o Poder de China, que como país imperialista, le confiere su “extraordinario avance” como el mayor exportador mundial y, especialmente en nuestro caso, ver su peso en Sudamérica, donde China está deviniendo en el más importante “socio comercial”.
 Sobre la base de los hechos expuestos, de su verdadera significación, podemos aplicar correctamente la gran verdad establecida por Lenin, de que “la política es la expresión concentrada de la economía”.  Y a partir de allí, establecer el significado político mundial y para América Latina, en particular, de la “mayor integración de China en las redes de producción global”, o sea de la empresas chinas, sea cual sea su grado de asociación con el capital extranjero imperialista, como parte de los monopolios combinados o “mixtos” ( como eslabones o nudos, de lo que llaman las “cadenas de integración vertical de la producción” o “redes de producción global”), de los monopolios integrados verticalmente a nivel internacional:
Lo cual, “no es otra cosa, que el mayor desarrollo a escala mundial, de ese proceso de transformación de la competencia en monopolio como el fenómeno más importante del capitalismo moderno”, “(…) y una particularidad extremadamente importante del capitalismo, que ha alcanzado su más alto grado de desarrollo, es la combinación , o sea la reunión en una sola empresa de distintas ramas de la industria, que representan en sí o bien fases sucesivas de una materia prima (…) o bien distintas ramas que desempeñan unas con respecto a otras un papel auxiliar (por ejemplo, la utilización de los residuos, o de los productos accesorios, producción de artículos de embalaje, etc.). (…) De aquí resulta un gigantesco proceso de la socialización de la producción (…) del proceso de inventos y perfeccionamientos técnicos. Pero la apropiación sigue siendo privada(...) subordinación forzosa a las asociaciones monopolistas .(…) Y las ganancias principales van a parar a los “genios” de las maquinaciones financieras…dicha socialización beneficia a los especuladores”(34) ,
En el caso concreto de China, ¿quiénes son estos “genios” que están detrás y manejan desde arriba toda esta “cadena de producción global de valor” o mejor dicho quienes son los grandes monopolistas que así actúan internacionalmente? Principalmente ese puñado de empresas imperialistas de los Estados Unidos, Japón, Alemania, Inglaterra, Francia, Holanda, etc., que están a la cabeza de esas inversiones, que manejan la IED en esa región del mundo y en China, luego vienen los socialimperialistas chinos y ese puñado de grandes burgueses del capital burocrático de esos países del sudeste asiático.
LA FORMA CONCRETA QUE TOMA  ESA “SUBORDINACIÓN FORZOSA” DE LA ECONOMÍA
Para dejar claramente establecido como se da esta subordinación forzosa de las empresas chinas, asociadas al capital extranjero, como eslabones de las cadenas de los más grandes monopolistas yanquis, japoneses, alemanes, ingleses, franceses, etc., consignamos a continuación las observaciones finales del estudio de la universidad australiana :
“Observaciones finales:  Es evidente que la especialización basada en la fragmentación se ha convertido en parte integral del paisaje económico del sudeste asiático y en la región de Asia oriental. El comercio de componentes se ha expandido más rápidamente que el comercio convencional de bienes finales. El grado de dependencia en esta nueva forma de especialización internacional es proporcionalmente mayor en Asia oriental, en particular en el sudeste asiático, en comparación con América del Norte y Europa. Un notable desarrollo reciente en la fragmentación Internacional de la producción en la región ha sido la rápida integración de China en las16 redes regionales de producción. Este desarrollo es un importante contrapunto a la creencia popular de que la integración global de China restaría oportunidades de otros países para la especialización internacional. Las importaciones de China de componentes provenientes de países en el sudeste asiático y otros países de Asia oriental han crecido rápidamente, en consonancia con la rápida expansión de las exportaciones manufactureras de China a los mercados extrarregionales, sobre todo a América del Norte y la Unión Europea. En pleno auge de componente de las exportaciones del sudeste asiático a China, sin embargo, no significa que el proceso ha contribuido a disminuir la dependencia de la región de la economía mundial. Por el contrario, el dinamismo de crecimiento de la región basado en la especialización vertical depende inexorablemente del comercio extrarregional de China en bienes finales, y esta dependencia de hecho ha aumentado con los años” (35).
Para que el lector pueda informarse mejor de los antecedentes de la observaciones finales precedentes, recomendamos leer la Tabla 6 (6ª y 6b) y comentarios del estudio citado (36) referentes: al “desempeño relativo de China en el comercio mundial de maquinaria y a las tendencias y patrones del comercio bilateral de China en esta categoría de producto”; sobre el “ cambio estructural en las exportaciones chinas” y sobre las “diferencias en los patrones geográficos de las importaciones y las exportaciones ... de China como un ensamblador de producto final para los mercados de países avanzados utilizando piezas y componentes adquiridos de países de la región”.

Ese crecimiento basado en sobre explotación de la fuerza del trabajo, de la clase, con el llamado uso de “mano de obra intensiva” y, por lo tanto, de bajo desarrollo de las fuerzas productivas sociales, que en la economía burguesa dicen: “intensiva en uso de mano de obra y de bajo crecimiento del índice del producto bruto potencial”, es una de las características del capitalismo burocrático. Ver esto también en China, que pese a ser un país imperialista, su nivel de desarrollo capitalista de las fuerzas productivas no alcanza el de USA ni de otros países imperialistas, que están más adelante en ese desarrollo desigual; por eso el sector externo de China es cada ver más dependiente de la IED, ver que sólo en las zonas especiales hay 40 millones de trabajadores sometidos directamente a la explotación de este capital financiero a través de sus monopolios afincados allí.

¿Por qué fue la inversión imperialista o la IED hacia China en la medida que se ha registrado hasta los años recientes?

Entre otras, pero aquí destacamos ésta, porque allí la mano de obra era más barata inclusive que en Filipinas y muchos otros países del sudeste asiático, mucho más baja que México y los países del este de Europa, y esto está cambiando y constituye una de las causas por la cual el “modelo” ha entrado en problemas y está siendo “reformado”; otra es por las buenas condiciones y seguridades que ofrece ese país socialimperialista a la IED; y tercero, es para posicionarse en ese "nuevo mercado" que apareció con la restauración y sobre todo porque es un "inmenso mercado potencial", eso quiere decir que todavía no lo es, porque pese a esa inmensa masa de población actual, su capacidad de consumo solvente es reducida, eso nos permite ver que el revisionismo nunca podrá satisfacer las necesidades de las masas y, esa potencia revolucionaria en desarrollo,  es lo principal que hay que tener en cuenta y que al final echará por tierra todos los sueños socialimperialistas de convertirse en una superpotencia y terminará contra-restaurando para continuar la dictadura del proletariado y la revolución socialista.


La tendencia principal es la revolución

 La revolución es la tendencia principal, que se opone a la otra tendencia; que dice que en año 2030 China va a alcanzar a los Estadios Unidos o que en el año 2050 China lo habrá superado, etc.  Esta última tendencia es la única a que se refieren esos economistas de algunos  bancos de inversión y todos los oportunistas como los de las dos LODs en el Perú, que tratan de embellecer el sistema y ocultar o soslayar las contradicciones cada vez más agudas del imperialismo, que impulsan el desarrollo de la situación revolucionaria en el mundo y todo lo que esto significa para el desarrollo de las fuerzas subjetivas de la revolución mundial, para iniciar y desarrollar guerras populares. En China como está establecido por el propio Presidente Mao, la contra-restauración también se hará con guerra popular (universalidad de la guerra popular).

 Todo esto nos lleva a comprobar como el imperialismo yanqui ejerce su hegemonía y se hunde más aprisa que los demás; sus  muestras de mayor parasitismo, como está expresado en el déficit, en los diferentes planos económicos; y en como lo financia, sustrayendo cada mes más medios económicos de la producción a nivel mundial,para el recorte del cupón, para más parasitismo.

El imperialismo yanqui, se apodera cada vez más, por medios legítimos e ilegítimos de lo producido por otros y alimenta el juego financiero, la especulación, mediante el incremento de su deuda y los bonos del tesoro, de la deuda de sus empresas por medio de la mayor especulación bursatíl y del endeudamiento de los hogares a través del “crédito fácil”, que luego es empaquetado como “nuevos productos” financieros y lanzados a la especulación.

El  hundimiento del imperialismo incrementa su necesidad de la guerra para mantener su dominio sobre la inmensa mayoría de países de la Tierra, para tratar de escapar a su crisis definitiva, así se hunde más, en un sistema complejo de guerras de todo tipo; los factores extra económicos de su dominación, políticos, militares, culturales, etc., para tratar de escapar a su hundimiento y barrimiento inevitable son cada vez  más reaccionarios y violentos. Por lo mismo, el barrimiento definitivo del imperialismo sólo se puede concretar con la guerra popular mundial.

La propaganda imperialista y reaccionaria a través de revisionistas, oportunistas, trotskistas, etc. busca echar arena a los ojos de las masas; todos estor repiten sin cesar  lo que sus amos imperialistas les dictan, usando el caso de China. Por so es importante caracterizar a China correctamente, como país socialimperialista, es decir imperialista, con un desarrollo deformado por el revisionismo y que presenta debilidades y atraso en su desarrollo económico frente a los EE.UU., Japón, Alemania, Francia, Inglaterra, etc., lo que se expresa con toda claridad en el sector externo de su economía, en la política económica que aplican los revisionistas chinos en su país y en su política imperialista que se pretende como un “soft power”; como una potencia imperialista “suave” en política exterior, en colusión y pugna con la superpotencia hegemónica única, el imperialismo yanqui, y las demás potencias imperialistas, incluida la superpotencia atómica,  Rusia,  y que por su deformación tienen que invertir en bonos del Tesoro y deuda de los demás países imperialistas y también del Tercer Mundo. Como Anexo, consignamos la apreciación de la situación de las fuerzas militares en la región de Asia, extraída de una fuente del imperialismo, pero que sirve para tener una idea al respecto.

 Al caracterizar correctamente a China, dejamos en claro su diferencia con los países de capitalismo burocrático  y las empresas de este y sus capital y cual es el lugar subalterno que les corresponde en el mundo, sobre los cuales China como país imperialista los mantiene oprimidos y los somete a la más salvaje y vil explotación, como para todos es claro, por ejemplo: en Asía, África y América Latina.
Nosotros nos reafirmamos en lo establecido por la Línea Internacional del PCP, en que la tendencia histórica y política principal, hoy en el mundo, es la revolución. Que en el mundo actual hay tres contradicciones fundamentales, de las cuales, la principal es entre superpotencias y potencias imperialistas, por un lado, y países oprimidos, por el otro; los países oprimidos o del Tercer Mundo son la base de la revolución mundial; que  nos encontramos en la etapa del hundimiento del imperialismo y su barrimiento por la revolución proletaria mundial, es decir en la etapa de la ofensiva estratégica de la revolución mundial y de la defensiva estratégica del imperialismo que comenzó alrededor de los 80; que en la actualidad se desarrolla la nueva gran ola de la revolución proletaria mundial, donde la guerra de agresión imperialista atiza la revolución.
Por doquier en el mundo se levantan los pueblos contra el imperialismo y la reacción mundial, rechazando y aplastando al revisionismo y al oportunismo. Pero el desarrollo exitoso de esta nueva gran ola  nos exige, a los comunistas, culminar la tarea pendiente atrasada de la constitución o reconstitución de los Partidos Comunistas, como partidos marxista-leninista-maoístas, principalmente maoístas, militarizados para que inicien y dirijan las nuevas guerras populares o transformen las actuales luchas armadas de resistencia en guerra popular maoísta.
 Ver la anatomía de la situación mundial, para ver el papel de las superpotencias y potencias, cómo se está desarrollando esta contradicción inter-imperialista y su colusión y pugna por nuevo reparto, lo que esta impulsando el desarrollo de la contradicción principal. Ver  como está la hegemonía yanqui y, sobre todo, como se da el proceso de su hundimiento en medio del proceso de hundimiento general de todo el sistema imperialista mundial. La colusión y pugna por nuevo reparto. Como las potencias contienden para avanzar a superpotencias y pugnar por la hegemonía mundial desbarrancando al hegemonista único. El sueño de los socialimperialistas chinos es precisamente convertir a China en una superpotencia para avanzar hacia la hegemonía mundial. Nosotros decimos que, si bien esa es una tendencia del desarrollo, los revisionistas chinos se hundirán indefectiblemente. Que la tendencia principal en China como en el resto del mundo es la revolución. Por lo cual, nos corresponde en donde estemos, servir a la reconstitución de los partidos y en nuestro caso a la reorganización general del PCP, aplastando al revisionismo, para continuar el desarrollo victorioso de la guerra popular para culminar la revolución democrática en servicio de la revolución mundial.
AND
(continuará)
Notas
1. Lenin: El Imperialismos, Fase Superior del Capitalismo, Zurich, 1916.
2. “ (…) de 1980 a 2010, la FDI mundial creció 21 veces, mientras el comercio mundial se incrementó en seis veces, respectivamente (Cálculo de Authir basado en informe de la UNTAD http://unctad.org).
De acuerdo con los estimados de las instituciones internacionales y firmas consultoras, India fue reconocida como uno de lo destinos más preferidos de las inversiones en el mundo con China y los Estados Unidos…de 2005 a 2009, la India ocupo el segundo lugar de la lista de países más favorecidos con la FDI después de China”.
La cita anterior corresponde a  “Investment in the Indo-Korea CEPA, By Saon Ray and Neetika Kaushal, en la edición de Korea-India Deepening Partnership for the 21st Century, Editors Parthasarathi Shome & Choong Yong Ahn, KIEP Korea Institute for International Economic Policy. Korean Economy in Transition Toward an Advanced Economy: Prospects and Challenges by Choong Yong Ahn and Kyttack Hong”
3.  Korean Economy in Transition Toward an Advanced Economy: Prospects and Challenges by Choong Yong Ahn and Kyttack Hong, pág. 111 y ss., de donde citamos:
"Balance Global de los desequilibrios en los países. La mayoría de los analistas ahora consideran que la crisis económica mundial de 2008 tuvo visiblemente sus raíces en la crisis financiera de los 90., Tenía profundas raíces estructurales en los persistentes desequilibrios económicos globales. Estos desequilibrios establecieron un círculo vicioso e insostenible y, si no se corrige, la economía mundial seguirá siendo vulnerable a choques frecuentes. Las características clave de los desequilibrios globales pueden resumirse de la siguiente manera:
a. La economía de los EE.UU., junto con otras grandes economías occidentales, tiene un déficit de cuenta corriente grande y persistente, lo que refleja en el ahorro interno deficiente.
b. Este déficit se corresponde con los excedentes procedentes de tres canales principales:
i. Los mercados emergentes, sobre todo China, tiene un exceso de ahorro y correspondientemente gran superávit en cuenta corriente.
ii. Los países exportadores de petróleo están saturados de fondos que no pueden absorber a nivel nacional. También tienen superávit en cuenta corriente y exceso de ahorro.
iii. En menor medida, los países exportadores de metales se encuentran en una situación similar.
La cuenta corriente de los EE.UU., que mide el saldo de ahorro inversión, ha estado en déficit desde 1992 hasta 1997, a partir de entonces su crecimiento fue modesta pero creció de manera constante, llegando a un máximo de casi el 6% del PIB en 2006. La tasa de ahorro de los EE.UU. cayó constantemente en los años siguientes. El sistema financiero tenía el trabajo de reciclar el dinero de los prestamistas. Inevitablemente, el crédito se hizo más barato y el ahorro disminuyó. En los EE.UU., el ahorro se redujo de alrededor del 10% de la renta disponible en 1970 al 1% después de 2005%.
Por tanto, esto está acompañado de una gran demanda para las reservas de divisas. Muchos de los países asiáticos consideran que si bien tienen un exceso de ahorro hoy, quieren invertir en reservas de divisas, así no tienen que hacer frente a una repentina fuga de capitales como algo parecido a lo experimentado en la crisis de la década de 1990.
El exceso de ahorro de China es en parte el resultado de la política cambiaria china. La compra de grandes cantidades de dólares sirve a mantener la moneda nacional débil, fomentar las exportaciones y la reducción del gasto interno. El resultado es un alto nivel de ahorro nacional neto, gran parte del cual termina en el banco central como reservas en divisas extranjeras. Los EE.UU., Gran Bretaña y otros países deficitarios han mostrado un alto apetito para el crédito barato del extranjero.
Todos los países, que producen bienes manufacturados como China, o petróleo o metales, tienen un exceso de ahorro, que los condujo a buscar vías de inversión seguras y líquidas en el extranjero ya que los instrumentos financieros nacionales no son ni grandes ni están adecuadamente desarrollados para absorber esas grandes cantidades de ahorro en exceso. Caballero (2011)  y Caballero, Farhi y Gourinchas (2008) han argumentado: qué los países emergentes no pueden crear suficientes vehículos de ahorro de confianza para mantenerse al día con el ritmo de crecimiento económico, sus mercados financieros son inmaduros. Por eso los Estados Unidos son largamente el destino preferido con una amplia gama de mercados líquidos para los títulos.
Los mercados emergentes necesitan títulos seguros lo que les ha llevado a exportar capital a los EE.UU. La interacción entre los dos resultó ser fatal. Como consecuencia de una fuerte demanda externa de activos con calificación AAA, el sistema financiero se volvió creativo. Los préstamos hipotecarios marginales fueron empaquetados en títulos valores supuestamente seguros. La oferta de crédito elevó los precios de las casas y estimuló un auge en la construcción residencial, que llenó el vacío de la demanda dada por la inversión empresarial débil.
Estos préstamos se volvieron malos y amontonaron pérdidas. Al mismo tiempo, los bancos había dejado de encaje muy poco capital para protegerse ellos mismos contra pérdidas inesperadas, dejando a los bancos sin poder hacer nada cuando comenzó la carrera por la redención de los activos financieros. La atracción para las entradas de capital  líquido se hizo porque los EE.UU. ofrecen activos fiables y líquidos que no se pueden encontrar en casa. Esto establece un flujo dinámico donde los excedentes de un bloque de países sirve a financiar los déficits de los otros. El problema es que los desequilibrios persistentes y grandes plantean problemas de sostenibilidad y caídas periódicas ".

4. “Causas de la Fragmentación Internacional de la Producción”, Russel H. Hillberry, Universidad de Melbourne, en “Cadena Global de Valor”, en Trade Policy Rechearch, Canada, 2011.
5. The Wall Street Journal, 1 de octubre de 2013, pág. 28.
6. Ruchir Sharma*, “¿Los BRIC quebrados? ¿por qué “el resto del mundo” detuvo su ascenso?”. * Director de Mercados Emergentes y Macroeconomía Mundial en Morgan Stanley Investment Management, y autor de Breakout Nations: In Pursuit of the Next Economic Miracles.
7. “¡Actuar ahora! El Manifiesto Global para la Salvación de la Economía” por Flassbeck, Davidson, Galbraith y otros, Editorial Westend, Francfort/Main 2013.
8. The Wall Street Journal, arriba citado.
9. Prema-chandra Athukorala, April 2008,Working Paper No. 2008/04, The Arndt-Corden Division of Economics, Research School of Pacific and Asian Studies ANU (Australian National University College of Asia and the Pacific. pág. 10
10. ¿Los Brics quebrados...?
11. , Xing, Yuqing, China's exports in ICT and its impact on Asian countries (2008), Research paper / UNU-WIDER, No. 2008.39, ISBN 978-92-9230-087-6,  pág. 1.
12, Xing, Yuqing (2008) , ya citado, págs. 8 y 9.
13.. Los capitalismos emergentes en la nueva arquitectura internacional, ¿qué hay de nuevo en la división internacional del trabajo? Palazuelos, A, Revista Papeles del Este, Universidad Complutense de Madrid (UCM), 2007, pág. 11.
14. Arriba citado , pág. 18.
15. Raúl Ornelas* ,LA CRISIS CAPITALISTA, ¿FIN DE LA HEGEMONÍA ESTADOUNIDENSE? UN ESTUDIO DESDE LA COMPETENCIA ENTRE EMPRESAS TRANSNACIONALES ,* Este trabajo forma parte del proyecto de investigación papiit “Empresas transnacionales y recursos naturales en América Latina” (IN-306609-3).
16. Hübner, ob, cit, pág. 177.
17. Lenin, Ob cit. pág. 65.
18. “Cadena de Valor Global: Impactos e implicaciones, Investigación de Politica Comercial 2011” Asuntos Exteriores y Comercio Internacional Canada, gobierno de Canadá, 2011.
19. Lenin, ob. Cit. Pág. 86.
20. “Cadena de Valor Global…”, pág. 51
21. “Cadena de Valor Global…”, pág. 52
22. En “Cadena de Valor Global…”, “Causas de la fragmentación internacional de la producción, algunas evidencias”, Hillberry, Melbourne, pág. 99.
23. En “Cadena de Valor Global…”, “Evidencias Comparativas Internacionales de la Cadena de Valor Global, De Backer y Yamano, pág. 114.
24. OECD (2013),Economic Outlook  for Southeast Asia, China and India 2014: Beyond the Middle-Income Trap,OECD Publishing. http://dx.doi.org/10.1787/saeo-2014-en.
25. Los capitalismos emergentes en la nueva arquitectura internacional, ¿quéhay de nuevo en la división internacional del trabajo?, Palazuelos, A, Revista del Este, Universidad Complutense de Madrid), 2007, nota a pie de página n° 17.
26. Dr.Danae Duana Avila de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo y M. E.Nidia López Lira de la  U.A. del Estado de México, “La Ventaja Nacional de México y China en el siglo XXI”, pág. 4, 2003.
27. Prema-chandra Athukorala, o. Cit., pág. 23.
28. Trade Patterns and Global Value Chains in East Asia © IDE-JETRO and World Trade Organization, 2011, www.ide.go.jp/English.  Recomendamos leerlo íntegramente, porque ahí están expuestos con ilustraciones los datos y hechos que hemos venido destacado de otros estudios sobre: La evolución de la red regional de producción 1985-2005.
29. Internacional Comparative Evidence on Global Value Chains, Koen De Backer and Norihiko Yamano, OECD, Directorat for Science, Tecnologiy and Industry, Trade Policy Research, Canadá, 2011, pág. 122.
30. En “Cadenas de Valor Global...”, pág. 122.
31.Korean Economy in Transition Toward an Advanced Economy: Prospects and Challenges by Choong Yong Ahn and Kyttack Hong, pág. 111 y ss
32. En “Cadenas de Valor Global…, The Role of Global Value Chains for German Manufacturing”, Godart and Gorg, pág 362.
33. Lenin, ob. Cit., pág. 84.
34. Lenin, ob. Cit. Pág. 18.
35. Prema-chandra Athukorala, o. Cit., pág. 23
36. Prema-chandra Athukorala, o. Cit., Australian National University College of Asia and the Pacific, págs. 10 y ss.
ANEXO 1
¿Cómo ve China a Estados Unidos? Los temores de Beijing
Por Andrw J Nathan y Andrew Scobell, China´s Search for Security (Colubia Iniversity Las fuerzas militares estadounidenses están desplegadas en todo el mundo y son tecnológicamente avanzadas, con enorme concentraciones de potencia de fuego alrededor de China. El Comando del Pacífico (PACOM) es el mayor de los seis comandos regionales de combate de Estados Unidos en términos de personal y de alcance geográfico en tiempos de paz. Los activos del PACOM incluyen alrededor de 325 000 efectivos militares y civiles, además de unos 180 buques y 1900 aviones . Hacia el oeste, PACOM da paso al Comando Central de Estado Unidos (Centcom), que es responsable de un área que se extiende desde Asia Central hasta Egipto. Antes del 11 de septiembre de 2001, Centcom no tenía fuerzas estacionadas directamente en las fronteras de China, a excepción de sus misiones de entrenamiento y abastecimiento en Pakistán. Pero a partir del inicio de la “Guerra contra el terror”, Centcom destacó decenas de miles de soldados en Afganistán y obtuvo amplio acceso a una base aérea en Kirguistán.
Las capacidades operativas de las fuerzas estadounidenses en Asia Pacífico son magnificadas por tratados bilaterales de defensa con Australia, Corea del Sur, Filipinas, Japón y Nueva Zelandia, y acuerdos de cooperación con otros socios. Y si fuera poco Estados Unidos tiene alrededor de 5200 ojivas nucleares desplegadas en una triada invulnerable de mar, tierra y aire. En conjunto, esta postura de defensa de Estados Unidos crea lo que Qian Wenrong del Centro de Investigación de Estudios de Asuntos Internacionales de la Agencia de Noticias Xinhua ha llamado un “anillo estratégico de asedio”.
Los analistas de seguridad chinos también ven la extensa capacidad que tiene Estados Unidos para dañar intereses económicos de China. Estados Unidos sigue siendo el Mercado más importante de China…Además, Estados Unidos es una de las Fuentes de inversión extranjera directa y tecnología avanzada más importantes de China…las tasas arancelarias de nación más favorecida …China no se ha adquirido una voz equivalente a la de Estados en una comunidad hipotética del Pacífico o un papel en un condominio global como miembro del “G-2”. China no gobernará el mundo a menos que Estados Unidos se retire de allí, y el ascenso de China será una amenaza de Estados Unidos y para el mundo solo si Washington le permite convertirse en ua amenaza…Estados Unidos podrá manejar el ascenso de China mientras atienda los problemas de su territorio y se aferre a sus propios valores.